La urgencia de contar con un cuerpo LegaL que regule eL corretaje
Por: Cristofer Espinoza / Fotografìas: Fabián Pardo

Paula Bórquez (Presidenta), Hilda Morales (Vicepresidenta), Eugenio Hernández (Director) y Carmen Gloria Parodi (Tesorera).

El pasado 6 de marzo la Cámara de diputados aprobó el primer trámite constitucional de la moción legislativa que partió hace ocho años con el n de consolidar una legislación inexistente en el país y al que estimaciones indican que 15 mil personas se dedican en todo Chile.


Buscar para comprar o arrendar una propiedad actualmente en nuestro país, para muchos se torna un desafío. Estudiantes que migran a otras ciudades, empresas que alcanzan el sustento necesario para adquirir sus propias instalaciones o propietarios que por distintos motivos no se quieren deshacer de sus bienes y los ponen en alquiler. Es ahí donde aparece la figura del Corredor de Propiedades.

En Concepción están reunidos como ASOCIACIÓN DE CORREDORES DE PROPIEDADES , Región del Biobío, son a su vez delegación de Acop, Cámara Nacional de Servicio Inmobiliario y que tiene oficialmente inscritos a 32 profesionales del rubro. Claramente no son los únicos y es ahí donde encuentran un problema que el gremio tiene como prioridad solucionar. Algunos conteos informales dan cuenta que considerando a todas las personas que desempeñan este rubro en el país el número alcanza casi a las 15 mil personas.

Actualmente esta actividad carece de regulaciones, por tanto para desempeñarla no es necesario tener conocimientos o estudios que avalen al corredor.

PROYECTO DE LEY

Paula Bórquez es la presidenta de la Asociación de Corredores de Propiedades, Región del Biobío, quien suma 30 años de una vida ligada al rubro de gestión inmobiliaria, al igual que muchos de sus asociados. Los corredores que forman parte de esta Asociación tienen especial interés en que esta ley sea aprobada lo antes posible.

“La verdad que es urgente que este proyecto de ley logre la aprobación porque la regulación y acreditación de los Corredores de Propiedades va a beneficiar a las personas que compran, venden y arriendan. El trabajo tendrá marcos regulatorios, sabrán a quién recurrir y también qué exigir a cambio”, apunta inicialmente.


El problema surge con los denominados “piratas”. Hoy como no hay regulación existen muchos corredores de propiedades o gestores inmobiliarios que no estando debidamente establecidos, le restan seriedad a la actividad ya que en muchas ocasiones los clientes no tienen dónde contactarlos, ni obtener alguna respuesta, algo básico”, agrega.

El cuerpo legal se comenzó a gestar hace mas de 8 años , a través de una moción de un grupo de Diputados de la Comisión de Economía lo cual le dio un carácter de transversalidad política, ya que fueron todas las bancadas de Partidos Políticos quienes aprobaron esta iniciativa. El Diputado señor Joaquín Tuma Zedan, hizo suyo este proyecto e insistió con él hasta los últimos días del periodo legislativo del gobierno saliente. La tarea principal es retomar lo que antiguamente existía; el Registro oficial de Corredores de Propiedades


“Fundamental es primero la inscripción de la persona con sus antecedentes, domicilio, informes comerciales, judiciales y por otra parte la acreditación respecto de la capacitación que es lo más importante de esto”, señala Bórquez.

La idea es que efectivamente el corretaje sea una carrera propiamente tal, con conocimientos básicos en aspectos legales, económicos y tributarios. Para ello el proyecto contempla la aprobación de un curso de Corretaje Inmobiliario o Administración Inmobiliaria de al menos 6 meses, impartidos por entidades que van a estar acreditadas, los Corredores tendrán que renovar su inscripción en el registro cada 4 años; obligándolos de este modo a una nueva capacitación”, apunta la dirigente.

LA REALIDAD EN EL MUNDO

La ACP Biobío mira con especial atención su rubro en el extranjero, principalmente los integrantes de la oCDE, selecto grupo al que Chile pertenece.

Un modelo a seguir es Estados Unidos. La realidad en Norteamérica dista mucho a la actual en Chile. Efectivamente hay una forma de proceder reglamentada y al que tanto Vendedor como Comprador se someten.

“El profesional puede desarrollarse como corredor o gestor inmobiliario en distintas áreas y para cada una van pidiendo cierta capacitación. Por ejemplo industrial, venta de empresas, habitacional, comercial, etcétera”, reseña Bórquez.

Hoy es factible que una persona sin siquiera iniciar actividades como corredor de propiedades pueda arrendar en la más completa irregularidad, muchas veces sin firmar contratos o simplemente cobrando la comisión pactada inicialmente y luego olvidarse de quienes en ellos depositaron su confianza. Eso es lo que urge regular, siendo nuestro objetivo como ACP Biobío la profesionalización de los Corredores y el resguardo de los intereses de los clientes.

RECETA DULCE

MUG CAKE

NICOLÁS DEL RÍO

El arquitecto de la nieve